About Me

Luces xenón en ópticas halógenas. Incidencia en el Seguro.


Desde hace unos años a esta parte, el mercado del automóvil está experimentando un considerable auge tecnológico. Aunque los últimos datos proporcionados por ANFAC muestran una ligera tendencia a la matriculación de vehículos nuevos, la proporción no es lineal con respecto a la baja de vehículos viejos.

Además, el mercado de ocasión ha tenido un resurgimiento inesperado, con una cuota de mercado del 30%, según los últimos datos de diciembre de 2018 . Y se espera que su porcentaje aumente entre un 40 y un 50% en los próximos años.

Las grandes marcas de coches han ido progresivamente incorporando a sus modelos, todo el avance tecnológico de que han sido capaces. Elementos de seguridad como los AIRBAGS, casi por cualquier rincón del coche, así como opciones que nunca imaginamos que podría llevar un vehículo, pantalla de alta resolución con controles de climatizador, radio, luminiscencia, etc.


Grandes mejoras en seguridad con la fabricación de materiales y la disposición de los mismos que hacen posible que se absorba más adecuadamente la fuerza de un impacto.

Sistemas como el control automático de estabilidad, frenos ABS de última generación, control del ángulo muerto del vehículo, control de carril que nos avisa si el vehículo no circula adecuadamente, control de presión de neumáticos, sensor automático de luces, sensor automático de limpia parabrisas, sensor para controlar el inflado de los neumáticos y un largo etcétera.

Sin duda alguna, son características muy a tener en cuenta cuando pensamos en un coche seguro con el que trasladarnos a nuestro lugar de trabajo o como un medio de transporte eficaz y seguro para viajar a cualquier sitio con los nuestros.

Además de todo el sistema tecnológico y los avances en seguridad, el aspecto es también muy valorado. Ya no sólo queremos un coche de altas prestaciones y con lo último en los diversos aspectos que hemos comentado; ahora queremos un vehículo que destaque y que tenga presencia.

Un coche que se vea venir y si despierta las miradas de propios y extraños mejor que mejor. Qué decir de los grandes grupos automovilísticos que se las saben todas.

A la puesta en escena aerodinámica, se unen materiales y acabados premium, contrastes de color en la carrocería, nervios que recorren todo el vehículo dotándolo de un espectacular aspecto deportivo, parrillas cromadas o techo panorámico casi en su totalidad.

Todo esto hace que hoy el coche sea verdaderamente considerado como un símbolo de estatus y apariencia.

En nuestro afán continuo por dotar a nuestro coche de algunos de esos elementos surge el tuning,  a través del cual, se obtienen resultados increíbles.

La iluminación del vehículo también es un aspecto muy tenido en cuenta por prácticamente todos los propietarios a quienes les gusta hacer destacar su vehículo.

En el mercado, hay sistemas de iluminación de todo tipo. Sistemas halógenos, faros halógenos adaptativos, luces tipo xenón, xenón adaptativas bidireccionales, luces leds, etc.

Todo ese amplio abanico de posibilidades en cuanto a iluminación hace posible, no sólo una conducción mejor en diferentes terrenos y con diversas circunstancias climatológicas, sino que también, aporta un plus de gama alta al coche.

Pero, ¿qué hacemos si el coche que hemos adquirido no lleva elementos de iluminación tipo xenón o led?

Lo cierto es que el mercado, tanto nacional como internacional, proporciona una terna inimaginable de posibilidades. Kits completos para que podamos adaptar nuestra luz halógena a luces tipo xenón o tipo leds, luces de intermitencia tipo AUDI tan valoradas últimamente, luces de día tipo led, y un largo etcétera.

En algunos países del viejo continente, países asiáticos o países de la américa latina entre otros, no existe una regulación estricta para poder realizar algunas de las adaptaciones o modificaciones que hemos comentado en el sistema de alumbrado.

De ahí que podamos ver en internet cientos de vídeos de conversiones y que exista un mercado tan grande y variado de ofertas en este sentido.

Ojo para aquellos españoles que lean estas líneas y para todos aquellos que vivan en países del EEE, pues, existen leyes estatales que nos obligan a pasar la conveniente ITV cada vez que se realice una modificación del estado original del vehículo, sea la que sea.

Si hablamos de iluminación, hay que tener en cuenta que cada tipo de luz está integrada dentro de un faro que tiene unas características específicas. Es decir, si nuestro coche monta unos faros con luces halógenas; no vamos a poder montar en el mismo faro, otro tipo de iluminación como el xenón o el leds.

O, por lo menos, no podremos montarlas o adaptarlas de forma legal. Si optamos, en cambio, por cambiar toda la óptica completa, es decir, el faro y las luces, tendremos que tener en consideración la configuración de la centralita de nuestro auto, ya que, en la mayoría de ocasiones, ningún concesionario oficial te las montaría con la garantía de la marca.

Y si encuentras algún taller que te haga la conversión, procura contratar además del montaje, la homologación en la ITV.

¿Qué se requiere para que una modificación del vehículo sea aceptada por la ITV?
  • Informe de Conformidad de la marca del vehículo. Un responsable de homologaciones de la marca, te debe dar el visto bueno para realizar la modificación. En este documento aparecerán las modificaciones que se deben realizar en la ITV.
  • Certificado del taller donde se ha hecho la modificación. Debe acompañar al certificado un mapa de montaje donde se identifiquen las piezas modificadas y cómo se han montado.
  • Pasar la ITV con el vehículo. Deberás entregar en el mostrador la ficha técnica, el permiso de circulación, el Informe de Conformidad y el Certificado de Taller.
¿Qué ocurre si monto un kits leds o xenón en unos faros preparados para luces halógenas?

En primer lugar, debes de saber que los faros donde van instalados las luces halógenas no están preparados para poder montar otro tipo de iluminación, sea xenón o leds. En España está prohibido, debido a que iluminan por encima de lo permitido, deslumbrando a cualquier vehículo que circule delante nuestra o en contra de nuestra marcha, lo que puede provocar un accidente.

Este tipo de adaptaciones están totalmente prohibidas y pueden acarrearte, como mínimo, una sanción administrativa: una multa, incluso la intervención del vehículo.

¿Y qué ocurre si provocas un accidente debido a que llevas instalado un sistema xenón o leds dentro de unos faros para luces halógenas?

Has de tener en cuenta que la cobertura del seguro se ofrece cuando el vehículo ha pasado su correspondiente ITV y circula con las garantías legales.

Las garantías legales, primero, de la marca, si es un vehículo nuevo y aún no le toca pasar la ITV. Y segundo, de la propia Inspección Técnica de Vehículos que es la encargada de certificar que el coche circula por las carreteras con las debidas garantías.

En el caso de que por tu cuenta modifiques alguna de esas dos circunstancias, vas a tener problemas con el aseguramiento del coche.

¿Qué ocurre que no me van a cubrir?

Si ocasionas un siniestro porque deslumbres a otro conductor y existe atestado donde se indique que no llevabas luces reglamentarias, la compañía de seguros correrá con las indemnizaciones correspondientes de terceros perjudicados, pero si tienes un todo riesgo, la compañía no te va a reparar.

Y no sólo eso, la aseguradora repetirá contra el tomador / propietario de tu vehículo por los gastos en que haya incurrido la compañía, además de anular inmediatamente la póliza de seguros, pues, se están incumpliendo algunos de los preceptos legales desarrollados en la ley de contrato de seguro, por ejemplo, los referidos en los artículos 11 y 12.

Si estás pensando en cambiar el sistema de iluminación de tu vehículo. Ten todas estas cosas en cuenta.

Lo mejor para ti será siempre adquirir un vehículo con el sistema de iluminación que te guste, ya que, habitualmente, las marcas no permiten las conversiones.

Por si no lo sabes, tienes otras opciones en el mercado...

Puedes montar en tus faros halógenos, luces halógenas que simulan la luz blanca, azulada del xenón o el led. Además, te proporcionan una mayor visibilidad y están totalmente homologadas para poder circular.

En este sentido, hay muy buenas opciones de la mano de PHILIPS o OSRAM que proporcionan un efecto xenón muy conseguido.

Publicar un comentario

0 Comentarios